Espacios

<strong>Espacios</strong>

Espacios

Villa Madrina es una masía que refleja el escenario de un paisaje único en todo su esplendor. Gracias a un servicio exclusivo y personalizado, esta finca se convierte en el lugar perfecto para todo tipo de eventos, que puede localizarse en cada uno de sus espacios en cualquier época del año.

La Capilla

Es uno de los espacios más especiales e íntimos de la Villa debido a su ubicación frente a la fuente, con vistas a la era y parte del jardín. Se trata de una capilla de estilo rural, en piedra y ladrillo con bigas de madera, dotada de una elegante sencillez. Su interior evoca una herencia religiosa: un pasado que abre las puertas al "sí, quiero" de una forma personal y cercana entre los novios, sus familiares y amigos.

<strong>La Capilla</strong>
<strong>La Capilla</strong>

La fuente

El rincón más romántico frente a la capilla de Villa Madrina que combina sosiego y luminosidad.

Es un espacio adicional que se puede utilizar para disponer a los invitados que asistan a la celebración religiosa.



<strong>La fuente</strong>
<strong>La fuente</strong>
<strong>La fuente</strong>

La era

Espacio típico en las masías catalanas. La era de Villa Madrina se distingue por acoger una elegante fuente y albergar su singular capilla.
Esta ubicación es ideal para recepciones, aperitivos, cenas o espectáculos al aire libre. Dispone además de unas vistas fascinantes sobre el inmenso jardín.
<strong>La era</strong>
<strong>La era</strong>
<strong>La era</strong>

La pérgola

Este pequeño remanso de sombra es un refugio en medio del jardín con vistas a la masía y al estanque. La pérgola proporciona un espacio de intimidad para cualquier tipo de celebración.

<strong>La pérgola</strong>
<strong>La pérgola</strong>
<strong>La pérgola</strong>

El rincón del sauce

Esta zona del jardín es perfecta para acomodar a tus invitados en el convite. Envuelta por grandes pinos, coquetas magnolias y un emblemático sauce llorón. Todo el espacio está totalmente resguardado por árboles enormes que ayudan a preservar la intimidad, sin impedir admirar el paisaje y creando un entorno acogedor.


<strong>El rincón del sauce</strong>
<strong>El rincón del sauce</strong>
<strong>El rincón del sauce</strong>
<strong>El rincón del sauce</strong>
<strong>El rincón del sauce</strong>
<strong>El rincón del sauce</strong>

La piscina

Es el área central del jardín. Protegida por cipreses. Es un escenario regido por la simetría y presidido por la elegante escultura que aporta un toque contemporáneo y refinado al espacio.

Desde este eje central del jardín, se puede apreciar la fachada principal de la masía con su escalinata de estilo colonial y su característica balaustrada que dotan de tanta personalidad a la villa.
<strong>La piscina</strong>
<strong>La piscina</strong>
<strong>La piscina</strong>
<strong>La piscina</strong>

Los plumeros

Esta planta denominada cortaderia selloana, mas conocida como plumero, es la que da protagonismo a este rincón del jardín mas allá de la piscina y tras la hilera de álamos de más de diez metros de altura.

Una zona polivalente y cálida que aporta magia y romanticismo a cualquier tipo de celebración.

<strong>Los plumeros</strong>
<strong>Los plumeros</strong>
<strong>Los plumeros</strong>
<strong>Los plumeros</strong>

El estanque

Desde aquí se distinguen las diversas gamas de verdes, marrones, rojos y demás colores que nos brinda la naturaleza.
Un estanque mudo y elegante con agua color pino revestida de nenúfares. Detrás, vistas a la masía y una pequeña cueva con estalactitas.

<strong>El estanque</strong>
<strong>El estanque</strong>
<strong>El estanque</strong>
<strong>El estanque</strong>

¿QUIERES SABER TODAS NUESTRAS NOTICIAS?